Psicología, Astrología, amor y pareja



Tener una relación sana y equilibrada con otra persona y que pueda perdurar es aquello con lo que sueña la mayoría de las personas. Sin embargo, esto no suele ocurrir de manera tan recurrente ya que las relaciones suelen volverse complicadas. Cuando eso pasa tendemos a llegar a un extremo de culpar a la otra persona, hacerlo o hacerla responsable del drama, los conflictos o las desilusiones. Incluso llegamos a hablar de mala suerte en el amor y no nos damos cuenta de que también somos parte de esa problemática.

En el mundo astrológico las personas son los co-creadores de su realidad. Con esto me refiero a que atraes a cierto tipo de parejas de acuerdo a cómo ves el amor. La Astrología y la Psicología pueden ayudarte a hacerte cargo de la situación y darte cuenta de que la relación es de dos, por lo que la otra persona no siempre tiene la culpa sobre la manera en la que nos sentimos.

A grandes rasgos, en la Astrología se tiende a ver la compatibilidad a través del signo “que somos”, mientras que la Psicología se enfoca en conocernos mejor para elegir el estar o no con otra persona. En otras palabras, la Astrología explica el signo en donde está nuestro sol y nos dice si nos llevaremos mejor con cierto tipo de personas, pero no habla de nuestra seguridad o de la nutrición que requiere una relación de pareja, elementos que son la clave para ser feliz.


Amor Zodiaco


Para la Astrología, tanto Venus como la Luna son importantes en nuestras relaciones. Primero hablaremos de Venus: su energía es lo que nos atrae a otra persona y nos muestra lo que encontramos valioso o lindo de él o ella, además de enseñarnos aquello que nos da placer. Todos estos elementos suelen determinar un aspecto de la otra persona que nos hace sentir atracción por él o ella, pero no por ello nos brindará seguridad emocional de forma automática.

Por otra parte, la Luna es la base del mundo emocional, ya que determina lo que necesitamos para sentirnos seguros, amados y contenidos. Todos estamos condicionados, sin darnos cuenta, a un tipo de amor lunar, o en otras palabras, a una forma de esperar que el otro nos ame. Ese amor es el mismo que buscábamos de pequeñas o pequeños con mamá y papá.

Si nuestra pareja tiene una forma diferente de Amor Lunar (que suele ser lo más común), no nos sentiremos queridos ni entendidos. Dicha situación generará un vacío de soledad que puede ocasionarnos muchos conflictos, porque nos llevará a desear que nuestra pareja cambie, se adapte a nuestra forma de ser o escuche más, pero eso puede no ocurrir.​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​

En ocasiones te puedes sentir atraído o atraída por personas con lunas diferentes. Este fenómeno suele suceder porque la vida quiere que evolucionemos de ese amor infantil demandante y que seamos capaces de transformarnos por dentro; este es el punto en donde la Psicología y la Astrología se encuentran, ya que mientras la primera nos ayuda a entender a través de la terapia el motivo de lo que sucede, la segunda nos explica porqué nos atraen parejas que nos pueden “invitar” a evolucionar y, al mismo tiempo, darnos cuenta de que todo lo que nos molesta del otro nos muestra asuntos propios que no queremos ver o reconocer.

Al conocer cada quien su signo lunar, tu pareja y tú podrán comprender qué es el amor para cada uno, mientras que el asistir a terapia les ayudará a conocerse y entenderse, para así volverse más tolerantes y aceptar o rechazar la forma de amar del otro u otra.

Adentrarte a un mundo nuevo de emociones no tiene por que ser complicado. Tú solo disfruta el hecho de amarte. Si tienes dudas sobre cómo mejorar tu relación contigo o tu pareja, puedes contactarme al 2226634888.


5 vistas

2226634888

37 Ote. 26-3
Puebla, 72534
México

©2018 by ADRIANA GONZÁLEZ PIÑA. | Aviso de privacidad