Lecciones de resiliencia en tiempos de coronavirus


En estos días de crisis y ansiedad, es más importante que nunca trabajar en nuestra resiliencia. Es un ejercicio de transformación donde partir de la vulnerabilidad para que florezcan las fortalezas y así, encarar mejor el presente y el futuro.

Es la palabra de moda, lo sé, pero aún así, es necesaria e inspiradora. Aplicar la resiliencia en tiempos de coronavirus no es solo una sugerencia o un mensaje que transmitir en nuestras redes sociales. Estamos ante un ejercicio de salud psicológica que es necesario comprender como quien desvela las claves de un tesoro para hacerlo suyo cada día de su vida.

En primer lugar, la resiliencia no es un rasgo. No se trata en absoluto de un mecanismo que el ser humano activa a modo de piloto automático cuando las cosas se complican. Se trata más bien de un proceso, de un músculo que ejercitar teniendo claro que habrá días en que nos falle, en que se sienta más débil y apenas pueda sostener el peso del mundo.

Es un proceso complejo que requiere compromiso. Florecer de entre las piedras es la artesanía más complicada, pero la más bella del ser humano.

No, no eres 100 % resiliente: es un proceso en el que debes trabajar

Sé que es recomendable hacer uso de la resiliencia en tiempos de coronavirus. Sin embargo, algo que sabemos desde la psicología es que muy pocas personas disponen al 100 % de estas características.

Para sondearnos, basta con tener en cuenta La Escala de Resiliencia Connor-Davidson (CD-RISC-25). Los puntos son los siguientes.

Puedo adaptarme a los cambios con facilidad.

• Suelo afrontar con efectividad cualquier complicación o imprevisto.

• Intento ver el lado positivo de las cosas cuando me enfrento a los problemas.

• Sé lidiar con el estrés.

• Suelo recuperarme bastante bien después de una enfermedad, lesión u otra dificultad.

• Soy hábil a la hora de alcanzar mis objetivos.

• Cuando estoy bajo presión, pienso y actúo con claridad y determinación.

• El fracaso no me desanima.

• Me considero una persona fuerte cuando enfrento los desafíos y dificultades de la vida.

• Manejo con habilidad emociones como la tristeza, el miedo y la ira.

Resiliencia en tiempos de coronavirus: aceptar y prepararnos para el cambio

Nassim Taleb, ensayista y autor de libros tan interesantes como El Cisne Negro, escribía no hace mucho que hay una idea de la resiliencia en tiempos de coronavirus que debemos entender. A pesar de que se haya puesto en boga la palabra «resistir», él prefiere eliminarla de esta ecuación.

Resistir implica hacer acopio de fuerzas para soportar algo que nos embiste y nos oprime. Según él, no es momento de perder energía haciendo esfuerzos; es momento de aceptación y de algo más. Debemos prepararnos para el cambio y esto significa hacer uso de otro tipo de energía.

La resiliencia en tiempos de coronavirus implica la necesidad de cambios y transformaciones. Quien se empeña en resistir permanece en el mismo sitio y hay que avanzar; primero sobreviviendo, atendiendo la vida, garantizando el bienestar. Pero el futuro trae cambios y solo el corazón y la mente resiliente logrará adaptarse y sacar partido de ese nuevo capítulo existencial.

Yo soy terapeuta, quien te puede ayudar a manera la resiliencia de la mejor manera, tú decides cómo quieres salir de esta etapa. Contáctame y trabajemos en ello: 2226634888

9 vistas

2226634888

37 Ote. 26-3
Puebla, 72534
México

©2018 by ADRIANA GONZÁLEZ PIÑA. | Aviso de privacidad